Calle Alcalá, 600, 28022, Madrid 917 417 789

El estreno de «A Palé», el último videoclip de Rosalía, ha levantado una gran polémica, por las joyas dentales que luce la cantante, llamadas “Grills”, “grillz”, “o fronts”. Son coberturas decorativas a menudo hechas de oro, plata, o metales preciosos incrustados con joyas que se insertan sobre uno o varios dientes

Pero no es la única que se ha sumado a esta moda. Otras celebs como Miley Cyrus, Rihanna, Beyoncé, Katy Perry o Madonna ya habían lucido grills en más de una ocasión.

Su colocación suele ser temporal, pero ya son muchos quienes han optado por convertir este cambio en algo permanente. Esta tendencia debe ser realizada por profesionales cualificados tanto en salud bucal como en estética dental, ya que no sirve cualquier joya dental, pues muchas de ellas si no han pasado los necesarios controles y normativas odontológicas, pueden llegar a ocasionar enfermedades, infecciones, o alergias.

Ademas se debe dejar una distancia entre la joya y la encía ya que ésta puede verse erosionada e irritada dando lugar a una enfermedad gingival y pérdida ósea. Además, la calidad de la higiene bucal se verá reducida porque los residuos alimenticios pueden quedar atrapados, dando lugar a caries.

Otros efectos perjudiciales de usar joyas dentales:

*Pueden limitar la capacidad de cerrar la boca o mordida completa, causando tensión en los músculos y la articulación de la mandíbula, conduciendo a dolores de cabeza, rechinar de dientes o dolor.

*Las joyas dentales hechas por joyeros por lo general no encajan bien sobre los dientes; a menudo se extienden sobre las encías lo que puede causar enrojecimiento, inflamación y cantidades grandes de placa dental alrededor de las encías. Causando enfermedades gingivales e incluso la pérdida ósea.

*Si comes mientras lleva puesta una joya dental, los alimentos y los residuos pueden quedarse atrapados entre los dientes y las joyas dentales permitiendo que las bacterias produzcan ácido, causante de caries dental y de dañar el tejido gingival. Además las bacterias contribuyen al mal aliento.

Desde Clínica Medina 3D recomendamos extremar la precaución con esta peligrosa moda. Si tienes alguna consulta, estamos en la calle Alcalá 600. Puedes pedir cita en el teléfono 917 41 77 89, primera visita y diagnóstico gratis.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos.
Privacidad